En Milán los llamados «chalecos naranja» protestan contra el Gobierno sin mascarillas y afirman que el virus es una invención

En las redes sociales surgen cada día más grupos que expresan su rabia y odio contra la clase política, protestando además por la crisis económica. Los hay para todos los gustos. Este sábado algunos miles se dieron cita en algunas plazas de Italia.

La protesta más llamativa la protagonizó en Milán el llamado movimiento de los «chalecos naranja». Unos cientos de personas se dieron cita en la céntrica plaza del Duomo, sin respetar distancia de seguridad interpersonal y sin mascarillas. Están guiados por el general retirado de los Carabineros, Antonio Pappalardo, exdiputado, hoy un personaje un tanto histriónico como ha demostrado en su discurso al pedir la vuelta de la «Lira itálica» y «un gobierno votado por el pueblo».

En el año 2017, Pappalardo llegó a notificar un informe de arresto al presidente de la República, Sergio Matarella, siendo procesado con la acusación de vilipendio al jefe del Estado.

Hoy, con micrófono en mano Pappalardo ha explicado sus particulares y personales teorías sobre el coronavirus, afirmando que el virus no existe. Se trataría, según él, de un complot de China que ha favorecido la propagación Covid-19 con las antenas de telefonía móvil 5G. En una prueba más de su negacionismo y disparatadas teorías, Pappalardo ha dicho, coreado por los manifestantes, que se opondrán a la vacuna del coronavirus, porque no creen en las vacunas.

Alcalde de Milán: «Irresponsables»
Las palabras de Pappaladro, pronunciadas en la capital de la región de Lombardía que ha registrado la mitad de los muertos y contagiados del país, ha creado gran indignación. El alcalde de Milán, Beppe Sala, ha escrito en Twitter:

«He pedido al Prefecto que denuncie a los organizadores de la manifestación de los llamados «chalecos naranja». Se trata de un acto de irresponsabilidad en una ciudad como Milán que se esfuerza con tanta fatiga por salir de la difícil situación en la que se encuentra».

La policía trabaja ya para identificar a los organizadores y a los manifestantes por medio de las imágenes. Serán denunciados por la violación las reglas contra el coronavirus, como la distancia social y uso de mascarillas.

Protestas en Roma: Virus, un diseño político
Manifestaciones similares han tenido lugar en Roma, Bolonia y en otras ciudades, sin respetar tampoco las normas. En la capital italiana los manifestantes de algunos grupúsculos de extrema derecha, entre ellos Casapound, se reunieron en la plaza del Popolo, en protesta contra el gobierno y la política monetaria europea, pidiendo que Italia tenga nuevamente la Lira.

Un cartel pedía la salida de Italia de la Unión Europea. Algunos manifestantes llevaban «chalecos naranja». Otros, unos 250, vestían camisas negras en las que se leía «Marcia su Roma» (marcha sobre Roma), evocando la marcha con destino a Roma organizada por Benito Mussolini en 1922, que lo llevó a la cima del poder.

Los manifestantes gritaban contra el gobierno, culpable de causar «el hambre de los italianos con la justificación de Covid-19». Según los manifestantes, claramente negacionistas, el virus es una invención de los gobiernos, disparatada teoría que resumian así: «El coronavirus es un diseño político, económico y social porque quieren vendernos a China. El virus no existe, por eso no usamos mascarillas y, mientras tanto, las personas se mueren de hambre».

«Marcia su Roma» cuenta con una página en Facebook, en la que dicen que el grupo se creó el 17 del pasado abril, con 6.300, y afirman que no pertenecen a ningún movimiento ni partido político: «Las empresas italianas están literalmente muriendo, el Estado está ausente y es incapaz de tomar decisiones firmes y concretas, salvo contra su pueblo. Tenemos el deber de hacer valer nuestros derechos, trabajo y libertad», escriben en Facebook.

Desde la Plaza del Popolo intentaron manifestarse en otros puntos de la capital, como Palacio Chigi, sede de la presidencia del gobierno, palacio de Montecitorio (Cámara de diputados) y la plaza de Venecia. Pretendieron bloquear algunas calles y se registraron momentos de tensión con las fuerzas del orden desplegadas en esos lugares. Fueron denunciados 70 manifestantes.
Source: internacional

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: